Extracto sobre lo tratado en una série de reuniones entre Hitler y personalidades procedentes de diferentes instituciones durante los días 1, 2 y 3 de Diciembre de 1942 donde el Führer, ante la posible introducción de un blindaje inclinado y reforzado para el Panzer IV, anuncia la necesidad urgente de realizar pruebas con el vehículo.
A corto plazo deberán de realizarse pruebas sobre la variación de las propiedades de marcha del Panzer IV causadas por la introducción del blindaje inclinado, refuerzo del blindaje frontal así como el del blindaje del suelo. Estas pruebas deberán de haberse finalizado hasta el 16.12.1942, pues con el objetivo de poder preparar la transición de la producción hasta el verano de 1943 deberá de tomarse hasta esa fecha una decisión.