Informe de la 24. Panzer-Division datado el 19.5.1944 y dirigido al Oberst von Grundherr (Deutsches Verbindungskommando 2, Bacau) donde se enumeran diferentes vehículos a motor incluidos dentro de la división así como una escueta evaluación sobre su funcionamiento sobre el terreno embarrado del Frente del Este.

Informe de la 24. Panzer-Division
sobre las experiencias realizadas durante el periódo del barro con diferentes vehículos a motor



Motos
Son generalmente poco aptas para el periódo del barro

Principales problemas:
Espacio demasiado reducido entre los guardabarros y la horquilla delantera y las ruedas, escasa potencia del motor en relación con su peso, el delicado cambio de marchas con el pie es en el barro totalmente inservible, altura libre sobre el suelo demasiado escasa debido a una distancia entre ejes demasiado grande, el mayor ancho de vía de las motos con sidecar es un estorbo.

Estas experiencias se han realizado con la moto de peso medio N.S.U. 250 ccm y la moto con sidecar Zündapp KS 750 ccm.

Tanto las motos de peso medio como las motos con sidecar han de ser rechadas para su uso en barro. La única moto que debido a su ligero peso es servible durante el periódo del barro ha sido la moto ligera D.K.W.

Lo que se reclama:
Peso reducido para que en caso de emergencia la moto pueda ser levantada por el conductor y su acompañante, gran potencia del motor, cambio de marchas con la mano, fácil demontaje de los guardabarros, suficiente espacio entre horquilla delantera y la rueda para que el barro no evite el rodamiento de la rueda, altura libre sobre el suelo lo más amplia posible y un centro de masa lo más bajo posible.


Coches
El Volkswagen ha funcionado con éxito tambien durante el periódo del barro. Lo único que se podría reclamar es tracción en las cuatro ruedas, ahora bien, con cojinetes reforzados pues en el Schwimmwagen las averías en los cojinetes se han convertido en algo cotidiano.

De entre los coches comerciales los Opel Olympia y Kadett en barro no muy profundo han funcionado correctamente. El resto de modelos como el 170 V, Opel Kapitän y vehículos de la misma clase y potencia no pueden usarse en el barro.

Los Kfz.2 Stoewer y Hanomag sufren un gran desgaste en los semiejes y sus articulaciones pero son aptos para funcionar en el barro. Los Kfz.15 con chásis standard (Einheitsfahrgestell) y motores Horch y Opel son aptos para usarse durante el periódo de barro.

Los Steyr y Daimler-Benz Typ 1500 A funcionan muy bien, si bien en los Daimler-Benz deberían de reforzarse el embrague y el diferencial ademas de incorporarse un cierre del diferencial. En los Steyr es necesario introducir una protección del cárter pues estos han sido dañados en grandes cantidades. El habitáculo del motor está lleno. Son habituales las averías en la tracción delantera al aflojarse primero las roscas del eje delantero Steyr y despues ser éstas arrancadas. El soporte de la barra de torsión del bastidor se rompe al ser los tornillos sobrecargados por el chásis. Es absolutamente necesario el reforzar en este lugar el bastidor con acero plano de 5 mm así como reforzar los tornillos. Sería conveniente un chásis Steyr con eje delantero mejorado y motor Mercedes.


Camiones
El camión medio todoterreno abierto Ford V 8 3000 S no ha funcionado muy bien, el motor precisa de revoluciones muy altas y a pesar de sus 90 caballos no tiene la potencia del 4 cilindros. El diseño del radiador debería de ser modificado pues el radiador puede obstruirse facilmente por el barro. Los componentes del embrague y del cambio de marchas son demasiado debiles pues se trata de componentes comerciales y los alojamientos y las ruedas dentadas se averían con frecuencia.

El camión medio todoterreno Ford-Maultier no ha funcionado correctamente cuando ha tenido que ser sobrecargado: frecuentes averías en los motores por sobrecalentamiento y averías en el embrague.

Si no son sobrecargados el camión medio Opel-Maultier así como el diseño realizado por la tropa Ford-Maultier con motor BB han funcionado correctamente.

Mejor ha funcionado el Mercedes 3000, si bien aquí tambien el diseño del embrague así como del cambio de marchas son demasiado debiles para el periódo del barro en el Este.

Los dos modelos Opel de 3,6 litros A y S han funcionado bien durante el periódo de barro. Las principales averías se han producido en la segunda marcha atrás.

El Maultier pesado ha funcionado relativamente bien. Aún y así tambien aquí ha de llegarse a la conclusión de que las piezas de procedencia comercial del embrague y del cambio de marchas son demasiado debiles. La potencia del motor del Maultier es buena; una vez el diseño del embrague y del cambio haya sido modificado, el Maultier pesado podrá considerarse como un buen vehículo para la tropa pues puede ser usado con diferentes fines.


Remolcadores
El remolcador de 1 tonelada (1 to.Zgkw) debido a su escasa altura libre sobre el suelo es solo parcialmente servible en barro profundo. Ha quedado comprobado que las charnelas de dirección del vehículo blindado Sd.Kfz.250 son demasiado frágiles y estas se rompen a la altura del cono, especialmente tras las primeras heladas todavía durante la época del barro.

Los remolcadores de 3 y 5 toneladas han cumplido durante la época del barro correctamente con su obligación, excepto en combinación con barro grueso y pegajoso, con el que tambien el resto de remolcadores hasta los de 18 toneladas no han cumplido. Sus cadenas, como los modelos rusos, deberían poseer un diseño cerrado, los frenos de la dirección deberían de reforzarse ó bien, como se está probando actualmente en la tropa, disponer de dos palancas de mano las cuales actúan sobre la cadena derecha e izquierda respectivamente, permitiendo el actuar la dirección tambien sobre barro grueso y pegajoso.

Los (remolcadores) de 8 toneladas han resultado ser sobre barro un total fracaso: los balancines de las ruedas tensoras son demasiado frágiles, se han deformado y las cadenas se han salido. Las cadenas son demasiado poco permeables al barro y las ruedas de rodadura se llenan con él hasta que bloquean.

El (remolcador) de 12 toneladas ha funcionado correctamente si bien el cabrestante es demasiado frágil.

El (remolcador) de 18 toneladas es el vehículo ideal para la época del barro en las operaciones en el Este y con el que realmente se puede trabajar.



Ir a comienzo de página